Decenas de muertos por bombardeo de la coalición árabe en zona de hutíes

decenas-de-muerto

Los ataques se prolongaron desde la noche de ayer hasta la mañana de hoy.

Decenas de milicianos hutíes y de civiles murieron en las últimas horas en los intensos bombardeos efectuados por la aviación de la coalición árabe, encabezada por Riad, en la provincia yemení de Saada, feudo del grupo rebelde.

Habitantes de esta región septentrional, limítrofe con Arabia Saudí y controlada por los hutíes desde 2010, informaron a Efe por teléfono de que los ataques se prolongaron desde la noche de ayer hasta la mañana de hoy.

Un vecino de la ciudad de Saada, capital de la provincia homónima, relató que solo en la urbe la coalición efectuó más de 30 ataques aéreos.

Según la televisión Al Masira, de los insurgentes chiíes, uno de los bombardeos tuvo como blanco la vivienda del dirigente hutí Ali al Ibi y acabó con la vida de al menos 21 personas.

Además, cuatro niños y tres mujeres perecieron en un ataque aéreo a una casa en la zona fronteriza de Kataf, también en Saada.

En la ciudad de Zemar, capital de la provincia homónima, a unos 100 kilómetros al sur de Saná, murieron once personas, la mayoría civiles, y 17 resultaron heridas en dos bombardeos de la coalición.

Estos ataques golpearon un centro de entrenamiento de la Policía y un cuartel, en manos de los hutíes, según el Ministerio de Defensa de los rebeldes, que indicó que entre las víctimas mortales hay tres niños que se encontraban en una casa cercana.

Estos bombardeos se producen en respuesta al ataque con proyectiles de mortero ayer por la milicia hutí a la ciudad saudí de Nashrán, fronteriza con el Yemen, que causó la muerte de tres civiles.

Los rebeldes hutíes atacaron con proyectiles algunas escuelas y un hospital de campaña en Nashrán, donde los centros educativos han sido cerrados y los vuelos suspendidos.

El portavoz de la coalición, el saudí Ahmed al Asiri, ya prometió ayer tras el ataque que no se va a permitir que «estos actos ocurran sin respuesta».

Al Asiri destacó que uno de los objetivos de la operación «Devolución de la Esperanza», que sustituye a la dada por finalizada «Tormenta de Firmeza», es repeler los actos de las milicias hutíes.

Pese a que el pasado 21 de abril la alianza anunció el fin de la campaña «Tormenta de Firmeza», la aviación árabe ha continuado bombardeando ciertas zonas del país donde están presentes los insurgentes hutíes.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.